28 marzo 2011

Abrazo

3 comentarios:

Abi E. dijo...

Hola Juan, como me gustan este tipo de paisajes y viniendo de tu mano tiene un sello muy particular.
La forma del pino no tiene desperdicio.

Un abrazo

Merce dijo...

Seria mucho pedir, preguntarle a vuesencia con que objetivo hizo esta foto???

Es curiosidad namasssss ;)

Juan T.A. dijo...

No hay que adularme con tratamientos que me exceden para obtener una respuesta, amiga Merce. Como la tarde pinta a invernal y me dejó con las ganas de agarrar la negrita te contexto ampliamente.
El objetivo utilizado es ese que apodo por ‘el ladrillo’, el canon 24-70 f2.8 (950 grs de cristal a pulso), a 24 mm de focal, 1/400, F8 e ISO 100.
La foto, como todas, tiene su historia. Al margen de sus cualidades estéticas, mejor o peor conseguidas, en el momento de hacerla fue un reto personal.
Dicen que uno avanza (o trata de hacerlo) en esto de la fotografía planteándose retos, y este es uno de ellos. Situémonos en la escena.
Un contraluz (el sol frente a la cámara aunque no salga en el encuadre), un suelo nevado con reflejos altos, y un árbol colocado próximo a la cámara (un par de metros) buscando que llenara el encuadre, por supuesto con unas sombras difíciles de resolver por el alto contraste.
Conseguir el todo, supera en rango a la cámara (no digamos ya al maquinista). Cuando esto ocurre o te decantas por el hdr o tratas de promediar la captura minimizando pérdidas (en este caso le tocó un tanto a la nieve y otro tanto a las ramas en sombra). Hay que elegir, y traté de salvar el cielo, que sin ser apoteósico ocupaba mucho en el encuadre como para sobreexponerlo y las ramas consideraba que ganaban en el juego de luces y sombras.
Ahora que lo miro podría haber conseguido más (siempre me ocurre esto a posteriori, el día que suceda cuando hago la foto podría ser la releche). En ese mismo encuadre, podía haber colocado la cámara en el trípode (que por casualidad lo acarreaba a cuestas) y haber disparado el flash hacia el pino en sombras (que también por casualidad llevaba en la mochila) ganando en textura del tronco. Por esto y otros motivos, seguiré de aprendiz un largo tiempo.
Biquines.